Un ejército de monstruos. Siete chicos al límite de sus fuerzas. Y sólo unas horas para salvar a la humanidad... (Reseña)

13 junio 2016

Título: La casa de Hades
Saga: Los héroes del Olimpo (4/5) 
Reseña del libro uno: El héroe perdido.
Reseña del libro dos: El hijo de Neptuno.  
Reseña del libro tres: La marca de Atenea.
Autor: Rick Riordan 
Editorial: Montena/PRH 
*Gracias a PRH por el libro*
Sinopsis:
Un ejército de monstruos. Siete chicos al límite de sus fuerzas y solo unas horas para salvar la humanidad...
Gaia, la madre tierra, se ha propuesto destruir el mundo de los mortales con sus tropas de monstruos y gigantes, y solo hay un modo de impedirlo: cerrar las Puertas de la Muerte, por donde estas criaturas están escapando de los infiernos. Y, lo más importante, hay que hacerlo desde fuera... y desde dentro.
Hazel, Nico, Piper, Leo, Frank y Jason han descubierto que la parte exterior se halla en Grecia, en el templo de Hades, dios del inframundo, aunque tienen un largo viaje hasta allí e ignoran a qué deberán enfrentarse cuando lleguen. Mientras, Percy y Annabeth se encuentran en algún lugar al otro lado, luchando por su supervivencia, por encontrar las puertas... y por salir antes de que sea demasiado tarde.
Después del terrible final de “La marca de Atenea” regresamos con los siete semidioses que ahora están divididos. Por un lado tenemos a Frank, Hazel, Jason, Piper y Leo en compañía de Nico Di Angelo y por el otro lado tenemos a Percy y Annabeth cruzando un terreno que hasta ahora ningún semidiós había cruzado

Los chicos a bordo del Argo II tendrán los días contados para llegar a las puertas de la muerte y salvar a los otros dos héroes pero en el camino encontrarán a mil monstruos dispuestos a destruirlos para que no puedan arruinar los planes de la diosa Gaia. 
Yo creo que el universo es básicamente una máquina. No sé quién lo creó, si las Moiras, los dioses, el Dios con mayúscula o quien fuese, pero la mayoría del tiempo funciona como tiene que funcionar. Si, de vez en cuando las piezas se rompen y hay cosas que se averían, pero la mayoría de las veces... las cosas ocurren por un motivo. Como el hecho de que tú y yo nos conociéramos. 
De verdad que me cuesta mucho hablar de este libro sin ponerme a soltar spoilers (nótese mi resumen todo chafa por no querer arruinarles la historia) y ponerme toda loca con mi fangirleo al máximo, así que desde ya me disculpo por mis divagues. 


Como ya les había comentado en las reseñas de los libros anteriores, amo ver la evolución que han tenido todos los personajes. Pongamos de ejemplo a Frank, quien se nos presentó como un hijo de Ares algo inepto y patoso y ahora en este libro… ¡Booom! Frank ahora es todo un hijo de la guerra que no deja de sorprenderme y lo mejor de todo es que no deja de ser ese chico dulce que conocí en el segundo libro. 

También tengo que hablarles de Leo, seeh, saben que tengo un amor loco por él y es obvio que tenía que mencionarlo y es que al igual que Frank ha evolucionado mucho sin dejar de lado ese sentido del humor que tanto pero tanto me gusta. 
Y Leo y Frank no son los únicos, de verdad que cada uno de los siete semidioses han crecido de una manera realmente sorprendente y yo no puedo dejar de amarlos y preguntarme que será de mi vida después del último libro :(
Tal vez el amor no pudiera competir con el hielo... pero Piper lo había usado para despertar al dragón metálico. Los mortales hacían proezas sobrehumanas en nombre del amor continuamente. Las madres levantaban coches para salvar a sus hijos. Y Piper era más que una simple mortal. Era una semidiosa. Una heroína. 
Otro gran punto que amo de estos libros y que sip, igual ya he mencionado muchas veces es la narración sumamente adictiva de Riordan. De verdad que este señor es capaz de engancharme únicamente con su dedicatoria (y que dedicatoria más troll, por cierto) y meterme tanto en su historia que no puedo dejar de pensar en que pasará ahora.

Hablando del romance del libro tengo que confesar que me vuelvo un poco loca al ver a Percy y Annabeth teniendo un momento tierno, lo mismo me pasa con Hazel y Frank que me resultan demasiado enternecedores y creo que les da cierto aire de normalidad al asunto.
Las puertas de la muerte parecían una ofensa personal, concebidas para recordarle todo lo que él no podía recordar.
Y yap, voy a terminar esta reseña y prometo hacerlo mejor en el siguiente libro con el que cerramos esta espectacular serie (y que conste que no quiero que acabe), pero no puedo irme sin fangirlear de Nico y esa escena con el mendigo de Cupido. Juro por los dioses del Olimpo que grite como loca cuando entendí cuál era el verdadero secreto de Nico y mi corazón se hizo bolita al entender todo. O sea, estúpido, mi shippeo idiota xD

3 comentarios:

  1. Ve por Las pruebas Apolo, no tiene desperdicio un muchos guiños a ambas series.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Tengo muchas ganas de estrenarme con este autor, gracias por tu reseña.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Yo tambien sufri con esa escena de Nico, fue taann wow. Me alegra que te alla gustado, estaba completamente segura de que no te arrepentirias de leer la saga. Solo te falta uno, ve a por el!! y que los Dioses te protejan.

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita :)

Di tu opinión con respeto y por favor sin SPAM, ni links.
CUALQUIER COMENTARIO RELACIONADO CON PDF, SERÁ ELIMINADO

Si quieres afiliar o ponerte en contacto conmigo, escríbeme a chaos_angeles@hotmail.com
Comentarios irrespetuosos y Spam serán eliminados.

.:Cazadores Oscuros México:.